• 00.jpg
  • 01.jpg
  • 02.jpg
  • 03.jpg
  • 03_.jpg
  • 04.jpg
  • 05.jpg
  • 06.jpg
  • 07.jpg
  • 07_.jpg
  • 08.jpg
  • 09.jpg
  • 10.jpg
  • 11.jpg
  • 11_.jpg
  • 12.jpg
  • 2015-01.jpg
  • 2015-02.jpg
  • 2015-03.jpg
  • 2015-04.jpg
  • 2015-05.jpg
  • 2015-06.jpg
  • 2015-07.jpg
  • 2015-08.jpg
  • 2015-09.jpg
  • 2015_03_.jpg
  • 2015_06_.jpg
  • 2016-0.jpg
  • 2016-1.jpg
  • 2016-2.jpg
  • 2016-3.jpg
  • 2016-4.jpg
  • 2016-5.jpg
  • 2016-6.jpg
  • 2016-7.jpg
  • 2016-8.jpg
  • 2016-9.jpg
  • a1.jpg
  • a2.jpg
  • a3.jpg
  • a4.jpg
  • a5.jpg
  • a6.jpg
  • a7a.jpg
  • banner.jpg
  • banner_.jpg
  • caridad.jpg
  • caridad_0.jpg
  • caridad_1.jpg
  • caridad_2.jpg
  • caridad_3.jpg
  • caridad_4.jpg
  • e0.jpg
  • e1.jpg
  • e2.jpg
  • e3.jpg
  • e4.jpg
  • e5.jpg
  • e6.jpg
  • e7.jpg
  • e8.jpg

Cáritas Ciudad de México

Hoy Es Un Buen Día Para Que Escuchemos Al Señor Que Nos Llama A Servir...

Hoy Es Un Buen Día Para Que Escuchemos Al Señor Que Nos Llama A Servir, a compartir nuestros bienes y a participar resueltamente en todas esas acciones que en conjunto obedecen a un solo impulso: el de la Infinita Misericordia de Dios.

Día de la Caridad.

Hoy podemos contemplar al Resucitado con las huellas de su Pasión...

Sus manos y su costado tienen todavía frescas las heridas provocadas por la crueldad de sus verdugos. Pero lejos de estar amargado o deseoso de venganza, Jesús se muestra gozoso y radiante. Lejos de molestarse por la incredulidad de Tomás, accede a su deseo de constatar personalmente que El está vivo.

El Hijo de Dios comprende desde lo más profundo de su ser las fragilidades humanas. Ha entendido y perdonado las negaciones de Pedro; Ha disculpado la falta de perseverancia de sus discípulos; entiende,-aunque no justifica-, la traición de Judas Iscariote. Hoy mismo conoce nuestras infidelidades y faltas de fe…. Por eso, ya desde la Cruz había exclamado:¡ Padre, perdónalos porque no saben lo que hacen!

Jesucristo Nuestro Señor ha vivido entrañablemente la Misericordia porque en su calidad de Hijo de Dios e hijo del hombre se hizo semejante a nosotros poniéndose en los zapatos y las entrañas de la humanidad. El nos entiende y por eso sabe de la gravedad del pecado y de la inquietud funesta que éste acarrea. El sabe muy bien del sufrimiento de tantos que en nuestra Patria y en el mundo son víctimas del terrorismo fanático, de las extorsiones y secuestros, de las esclavitudes que provocan las drogas. Pero al lado de las víctimas, también comprende –aunque al igual que en el caso del Iscariote, no justifica-, a los victimarios, a los asesinos y secuestradores, a quienes trafican con las substancias de la muerte, a quienes incumplen su encomienda de velar por el Bien Común… La Misericordia ofrecida por Dios es para todos.

De ahí que les haya otorgado a sus Apóstoles y sus sucesores el poder de perdonar los pecados a quienes se arrepientan. ¡Obra grande e incomprendida! Grande y sanadora para los que se acogen a ella en los confesionarios de todo el mundo. Incomprendida por muchos que antes y ahora siguen pensando como los escribas y fariseos que se rasgaban las vestiduras y afirmaban El no era nadie para perdonar los pecados. Hoy siguen lanzando sus voces destempladas para predicar a diestra y siniestra que la Iglesia y los sacerdotes no tenemos porqué ejercer ese Poder.

Dios ofrece su Misericordia y pide que sus discípulos la ejerzan, dando a conocer su Palabra que ha venido a iluminar las tinieblas del error y la mentira. La Evangelización bien entendida y practicada es la Misión encomendada por Jesús a todos los que lo seguimos, tanto laicos como religiosas, religiosos y sacerdotes.

Las obras de Misericordia espirituales y corporales son cauces para asegurar que nuestra vivencia de la Misericordia sea tangible, sea real. Hoy cobran palpitante actualidad ante un mundo en el que abunda la ignorancia y la indiferencia por los auténticos Valores para una vida digna, en el que abundan los niños y jóvenes sin perspectivas alentadoras, la intolerancia, el rencor, el individualismo y la insensibilidad ante la desgracia de nuestros hermanos.

Siguen siendo urgentes las acciones e iniciativas para abatir el gran problema del hambre y la desnutrición, para asegurar un mínimo de atención a las necesidades de la gran masa de empobrecidos, indigentes y migrantes. Siguen haciendo falta servicios de Salud dignos, de calidad y oportunos, con mirada integral para no ser ciegos ante tantas dolencias cuya raíz no está en el cuerpo, sino en el alma y en circunstancias familiares y sociales adversas. Obras de Misericordia espirituales y corporales renovadas urgen en el ámbito carcelario, ya que en él agonizan miles de hermanos injustamente acusados y procesados por el único delito de ser pobres y no haber contado con una buena defensa. Hoy más que nunca los seguidores de Cristo tenemos que ir más allá de los apostolados y servicios de ayuda social tradicionales, para asumir con audacia proyectos de verdadera promoción para el desarrollo que ofrezcan oportunidades de educación y formación para el trabajo productivo, empleo, estímulos a productores del campo y la ciudad, opciones de Salud renovadas, iniciativas para el acompañamiento a jóvenes, adultos y adultos mayores para que vivan las etapas de su Vida con la alegría que nos vino a traer el Resucitado.

Sería muy oportuno que redescubriéramos todas aquéllas acciones de la Iglesia, tanto parroquiales como de comunidades religiosas e instituciones de inspiración cristiana que inciden en la vida social de nuestra gran Ciudad, y que aprovecháramos el impulso que en todo tiempo procuran dar laicos y sacerdotes que, desde nuestra Arquidiócesis colaboran en los organismos agrupados en el Secretariado de Pastoral Social y en Cáritas. Sus acciones quedan insuficientes si no cuentan con la participación del pueblo fiel a través de los variados Voluntariados especializados con los que atienden a reclusos, migrantes, enfermos, violentados en sus derechos humanos, adultos mayores excluidos y abandonados, mujeres maltratadas, farmacodependientes, comunidades y familias que han sufrido los embates de desastres naturales, indigentes y carentes de todo tipo en busca de alguna solución a sus pobrezas.

Hoy es un buen día para que escuchemos al Señor que nos llama a servir, a compartir nuestros bienes y a participar resueltamente en todas esas acciones que en conjunto obedecen a un solo impulso: el de la Infinita Misericordia de Dios. Sólo así podremos recibir uno de los dones más preciados de Cristo Resucitado a sus discípulos: la Paz.

Acceso para Agentes de Pastoral Social
 
  
 
 
  

caritas–This email address is being protected from spambots. You need JavaScript enabled to view it.


Martes, miércoles y jueves de

9:00 a 16:00 Hrs.
56 15 70 067 Ext. 126

Aporta

 

Caritas emergencias

Necesitamos de Ti

para seguir actuando

de manera eficaz ...

Cáritas Emergencias AC

BANCO:  INBURSA, SA  

CUENTA:  50032013056

CLABE:036180500320130565

BANCO:  Banamex  Suc. 227 

CUENTA :  4299536.

Clabe:002180022742995366 

SWIFT :  BNMXMXMM

 Donativos:

caritasemergencias.ac@

gmail.com

Tarjeta Red Solidaria

Tarjeta

Firmate

Galeria de Fotos

encuentro pram ...
View Image Download

Grupo Coral

El Grupo Coral Ensamble Cáritas, es un proyecto de Centro Juvenil Promoción Integral A.C. (CEJUV), concebido como un espacio de iniciación artística y expresión coral en el cual participan niñas de algunas comunidades vulnerables de nuestra ciudad.

Leer más...